印刷する
compartir

Vídeos

60 segundos sobre por qué sigue habiendo “grietas” en las previsiones de crecimiento global

La economía global ha comenzado de manera sombría el 2016, y aunque las perspectivas para los dos próximos trimestres mejoran, es probable que las condiciones para el largo plazo continúen siendo complicadas.

21/06/2016

Keith Wade

Keith Wade

Chief Economist & Strategist

Con un crecimiento económico mediocre y bajadas en las predicciones, el comienzo de 2016 ha sido decepcionante para la economía global. 

Con la mirada puesta en los dos próximos trimestres, hay algunas señales que indican que el crecimiento esta remontando y que los problemas que estaban sufriendo algunas compañías a principios de año empiezan a disiparse. Para los consumidores, gracias al crecimiento del crédito, las perspectivas también son positivas.

A pesar de ello, es poco probable que el crecimiento global sea fuerte en 2016.

¿Por qué el crecimiento esta siendo tan débil?

Muchas de las debilidades que tenemos tienen que ver con las secuelas de la crisis financiera global. Para las familias, compañías, países y regiones está siendo un proceso largo de adaptación al nuevo entorno.

La demografía también desempeña un papel importante. Se ha frenado el crecimiento de la población y la productividad también se ha reducido.

En el corto plazo, las perspectivas económicas son mejores que a principios de año, pero si miramos al largo plazo continuaremos estando en una fase bastante dura.