¿Pueden los productores de materias primas aliviar la inflación?