PERSPECTIVE3-5 min to read

¿El futuro sigue siendo brillante para las Súper 7?

Después de un año sólido para las grandes acciones tecnológicas de Estados Unidos, los inversionistas se preguntarán qué depara el futuro. Observamos algunos desafíos, pero también razones para el optimismo.

20/11/2023
Is the future still bright for the Super-7?

Authors

Alex Tedder
Responsable de renta variable global de Schroders
Paddy Flood
Global Sector Specialist, Technology

Una de las características más destacadas del mercado de valores en los últimos años ha sido el éxito de las grandes empresas tecnológicas de Estados Unidos. Su desempeño ha sido tan impresionante que los comentaristas las han agrupado bajo etiquetas como "FAANGs", "Gigantes Tecnológicos" y, más recientemente, las "7 Magníficas" o "Súper 7" (Apple, Microsoft, Amazon, Alphabet, Netflix, Nvidia y Tesla).

Y el año 2023 se perfila como otro año fuerte para estas empresas. Esto se debe, en parte, al impacto de la inteligencia artificial generativa (IA). El lanzamiento de ChatGPT en noviembre de 2022, un modelo de IA generativa que proporciona respuestas creíbles a casi cualquier pregunta basada en el lenguaje, ha creado un renovado entusiasmo por las empresas consideradas ganadoras en el campo de la IA.

Is the future still bright for the Super-7?

Por ejemplo, el diseñador de semiconductores Nvidia ha visto cómo el precio de sus acciones ha aumentado más del 200% en lo que va del año. Ante movimientos como este, muchos inversionistas pueden preguntarse si el futuro puede ser igual de brillante. Creemos que existen razones para pensar que sí.

Los inversionistas deben mirar más allá del grupo de las Súper 7 y considerar cada acción individualmente



Antes de adentrarnos en los detalles, es importante destacar algunas observaciones clave. La primera es que la principal desventaja de denominaciones como las Súper 7 es que crean una falsa sensación de similitud. Si bien hay cierta superposición (por ejemplo, la rivalidad en servicios en la nube entre Amazon, Google (Alphabet) y Microsoft), también existen enormes diferencias entre ellos.

La dinámica del mercado dentro del software empresarial (Microsoft) es muy diferente a la de los vehículos eléctricos (Tesla), los teléfonos inteligentes (Apple) o las redes sociales (Meta/Facebook). Es fácil pasar por alto las sutilezas de cada empresa cuando se utilizan clasificaciones generales. Por lo tanto, los inversionistas deben mirar más allá del grupo de las Súper 7 y considerar cada empresa individualmente.

Is the future still bright for the Super-7?

Alta capitalización de mercado puede ser justificada por fundamentos sólidos

El segundo punto es que es importante recordar que una alta capitalización de mercado puede ser justificada por fundamentos sólidos. Esto puede sonar obvio, pero estas compañías son algunas de las más rentables y generadoras de flujo de efectivo en el mundo. Por esa razón, tienen valoraciones superiores al promedio en el mercado de valores.

Finalmente, atribuir todo el rendimiento de estas acciones a la emoción en torno a la inteligencia artificial generativa les hace un flaco favor. Si bien la inteligencia artificial generativa ha sido y seguirá siendo un impulso significativo para algunos de estos negocios (como Nvidia), su fortaleza en 2023 no se puede atribuir únicamente a la inteligencia artificial. Solo necesitamos mirar a Meta/Google para ilustrar esto: ambas compañías probablemente implementarán la inteligencia artificial generativa de manera agresiva en los próximos años, pero las acciones han sido respaldadas por la combinación de la recuperación de los mercados finales y las optimizaciones de costos. Esto ha llevado a mejoras significativas en rentabilidad y flujo de efectivo, especialmente en Meta.

La transición a la nube ofrece una gran oportunidad de crecimiento

La computación en la nube seguirá siendo una tendencia poderosa durante muchos años. Aunque ha habido una ligera moderación en el gasto en la nube en los últimos meses, los beneficios de externalizar el almacenamiento y la gestión de datos, en términos de costos, flexibilidad y seguridad, hacen que las empresas sigan migrando a la nube en un futuro previsible. Según una estimación de Amazon en abril, el 90% del gasto mundial en tecnología de la información todavía se destina a hardware propiedad de la empresa y administrado localmente, conocido como soluciones "en las instalaciones".

Existen grandes oportunidades de crecimiento para las empresas con el financiamiento y la capacidad técnica para proporcionar la infraestructura necesaria para esta transición. No sorprende que los grupos tecnológicos más grandes sean los principales proveedores de servicios en la nube a través de sus subsidiarias AWS (Amazon), Azure (Microsoft) y GCP (Google). Y es probable que sigan liderando el mercado.

Además de sus negocios en la nube, Microsoft, Amazon y Google tienen otras importantes oportunidades de crecimiento. La suite de productos de software empresarial de Microsoft es ampliamente utilizada por empresas de todos los tamaños en todo el mundo. El crecimiento de estos productos probablemente se verá impulsado por la implementación de mejoras en la inteligencia artificial generativa, como Microsoft Co-pilot para Office.

Amazon tiene un dominio en el negocio de comercio electrónico que actualmente está poco monetizado, pero debería demostrar una mejora en la rentabilidad a medida que se amortizan las inversiones significativas realizadas en los últimos años.

Google tiene una posición sólida tanto a través de Google Search como de YouTube, y probablemente seguirá innovando y brindando servicios publicitarios cada vez más efectivos a los clientes. La combinación de activos en la nube y negocios adyacentes significa que Microsoft, Amazon y Google seguirán creciendo a tasas respetables en el futuro previsible. Por otro lado, Meta enfrenta el desafío de dirigir un negocio global de redes sociales en un mundo turbulento, así como preocupaciones persistentes sobre la estructura de gobierno de la empresa, específicamente el control de Mark Zuckerberg sobre la misma. Sin embargo, Meta ha realizado inversiones y mejoras de productos prudentes en los últimos dos años. La empresa se ha adaptado a los cambios de privacidad en el mercado publicitario, ha competido con éxito contra rivales emergentes como TikTok y ha fortalecido la participación de los clientes a través de plataformas como Instagram y WhatsApp.

Los otros componentes del Super-7, Apple, Tesla y Nvidia, enfrentan una variedad de desafíos diferentes. Apple es una empresa extraordinaria que continúa ofreciendo algunos de los mejores productos de consumo en el mundo. Sin embargo, sus mercados finales están madurando, especialmente en los teléfonos inteligentes, donde las tasas de penetración son altas en todo el mundo. También existe el riesgo constante de innovación en tecnología inalámbrica. Por otro lado, Apple genera un flujo de efectivo masivo, gran parte del cual se devuelve a los accionistas a través de recompras de acciones. Además, la compañía invierte cantidades sustanciales en su negocio de servicios en crecimiento y altamente rentable, que incluye la App Store, Apple Pay, Apple Music y TV, Apple News y Apple Care.

Tesla lideró la creación de la industria de vehículos eléctricos (EV) y tiene ventajas competitivas significativas debido a su escala, procesos de fabricación líderes en el mercado y soluciones de software. Sin embargo, puede ser vulnerable a la presión de precios a medida que la competencia en la industria de vehículos eléctricos se intensifica.

Nvidia es un actor clave en la implementación de la IA generativa en todo el mundo. Las GPU (unidades de procesamiento gráfico) de la compañía son productos líderes en su clase capaces de manejar los cálculos complejos requeridos por los modelos de lenguaje grandes que impulsan las aplicaciones de inteligencia artificial generativa. Después de una aceleración extraordinaria, se espera que los ingresos se dupliquen año tras año en 2023. Sin embargo, la sostenibilidad del perfil de crecimiento de la compañía es incierta. A corto plazo, un escenario de capacidad excesiva es completamente plausible, especialmente dado que los clientes clave, como los proveedores de hiperescaladores, han sido gastadores volátiles en el pasado.

En general, aunque puede ser tentador pasar por alto las Súper 7 después de un año tan fuerte, creemos que un enfoque más matizado es el correcto. El grupo es heterogéneo pero está unido por el denominador común de tener sólidas franquicias comerciales en áreas de crecimiento.

Como siempre con las acciones, los inversores deben recordar que el precio es lo que se paga; la pregunta clave es si el valor es lo que se obtiene.

Authors

Alex Tedder
Responsable de renta variable global de Schroders
Paddy Flood
Global Sector Specialist, Technology

Temáticas

Renta variable
Estados Unidos
Mercado de valores
Informes de mercado
Español

Schroders México

Reservados todos los derechos en todos los países